logo

El equipo Iveco De Rooy con Pep Vila, favorito a la victoria en el Dakar

Tres camiones del equipo holandés estarán en la salida de la prueba en Rosario en la que el piloto español aspira a finalizar en los primeros puestos.

Por tercer año Pep Vila tomará la salida en el Rallye Dakar con el equipo oficial Iveco. Tras un año en el que el piloto catalán no estuvo en la prueba sudamericana, en 2014 el piloto de Promotor Les Comes vuelve con fuerza en uno de los equipos favoritos a la victoria en la categoría de camiones y en el que espera contribuir a la pelea por el triunfo de uno de los tres camiones Iveco que estarán pilotados por Gerard de Rooy, Hans Stacey y el propio Pep Vila.

El mejor resultado de Pep Vila en el Dakar fue el sexto puesto que logró en el año 2011 con este mismo equipo que lleva el nombre de uno de los mitos del Dakar, De Rooy. Este año, el manresano estará copilotado por el español Xavi Colomé, que disputará su primer Dakar como navegante y el holandés Peter Van Eerd, que ejercerá las labores de mecánico en el tercer asiento del Iveco, labor que ya viene haciendo con Vila desde 2011.

El objetivo del equipo Iveco De Rooy es intentar repetir la victoria lograda en el 2012, donde dos camiones de la marca finalizaron en primera y segunda posición. Este año se espera que sea uno de los Dakar más duros de la historia, y es que la prueba cruzará Argentina, Bolivia y Chile y contará con más de 9.000 kilómetros de los cuales 5.200 serán cronometrados, cerca de mil kilómetros más de los que se realizaban en las ediciones anteriores.

Pep Vila: “Después de un año sin participar, regreso con la motivación a tope para intentar estar lo más arriba posible entre los camiones. El objetivo del equipo es la victoria, y entre los tres miembros del equipo intentaremos ayudarnos para conseguirlo. Gerard de Rooy y Hans Stacey serán los que pelearán por el triunfo, y nuestra misión será apoyarlos durante toda la carrera para que uno de los dos consiga la victoria. Para mí este Dakar será muy similar al que he disputado con Iveco en los últimos años, estar lo más cerca de la cabeza para ayudar en caso de problemas, llevamos un camión muy rápido y podemos estar arriba, aunque es cierto que vamos con unos 600 kilos más de peso en recambios, pero el poder ejercer de asistencia rápida de estos dos grandes pilotos es lo que me permite estar en un equipo de los más punteros y aprovechar mí oportunidad. A medida que avance la carrera, intentaremos progresar y estar cada vez más arriba, sería fantástico poder mejorar el sexto puesto que logramos en la edición de 2011. Hace dos años a dos días del final éramos los cuartos clasificados pero unos problemas mecánicos nos relegaron a la décima posición final. La regularidad será este año nuestra principal baza”.